DESDE DIVERSOS SECTORES RECLAMAN RESPONSABILIDAD EN LA COBERTURA DEL CASO ANGELES RAWSON

La decisión del diario Muy de publicar hoy las fotos del cadáver de Ángeles Rawson fue duramente cuestionada por organismos, dirigentes sociales y periodistas, que consideraron que se volvieron a violar los derechos de la adolescente asesinada, que "triunfo el morbo", y solicitaron una cobertura responsable a los medios de comunicación.
La publicación, que pertenece al grupo Clarín, muestra en su tapa de hoy y en páginas interiores, imágenes de Ángeles en el momento en que su cuerpo fue hallado en dependencias de la CEAMSE, el 11 de junio último.
Ante esta opción editorial, la Defensoría del Público de Servicios de Comunicación Audiovisual solicitó a los medios audiovisuales que eviten reproducir las fotografías que "menoscaban la dignidad humana".
El organismo dirigido por la periodista Cynthia Ottaviano, resaltó el concepto de información y de comunicación como "derecho humano" lo que "implica, centralmente, el respeto a los derechos de las personas, el cual resulta avasallado toda vez que sus imágenes son expuestas violando su intimidad y dignidad".
El repudió a la publicación llegó también desde la Comisión Gremial Interna del diario, que aclaró que "no somos los trabajadores de los diarios del Grupo Clarín en ningún modo responsables por dicha publicación, a la que consideramos de pésimo gusto y de nulo valor periodístico".
Por su parte, Claudia Fernández Chaparro, integrante del Plenario del Consejo de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, presentó hoy un petitorio ante el juez Javier Ruiz, que lleva la causa por el asesinato de la adolescente, para solicitar que "se tomen medidas para evitar la exposición mediática a la que se encuentra sometida la vida privada" de La joven.
"No estamos frente a una cuestión de libertad de prensa, sino de violación de derecho", manifestó la dirigente a Télam, quien agregó que "presenciamos cosas nunca vistas en todos los medios de comunicación, sean gráficos, radiales o televisivos, que convirtieron a este caso en uno paradigmático, como lo fue el de Candela Sol Rodríguez."
También el Foro de Periodismo Argentino (FOPEA) repudió la publicación de las fotos que "constituyen no sólo una violación a la intimidad de la propia víctima y su familia, sino también una muestra innecesaria de mal gusto que sólo sirve para alimentar el morbo en un caso de altísima repercusión pública".
La organización extendió la crítica "a los medios, especialmente canales de televisión y sitios de Internet, que reprodujeron y difundieron las imágenes, algunos incluso criticando esa publicación de Muy".
Para el Foro, le publicación "sólo parece perseguir el hecho de vender más ejemplares"  y resaltó que la frase elegida para acompañar las fotos, que dice: "Las dramáticas imágenes exigen cautela y cuidado en el relato”, resulta "paradójica y contradictoria con la propia decisión editorial de divulgar esas fotografías que, según pudo saber FOPEA, estaban en manos de otros medios que decidieron acertadamente no publicarlas".
Si bien algunos organismos se habían manifestado pidiendo cautela a los medios en el tratamiento del asesinato de Ángeles Rawson, la edición de hoy de Muy fue el detonante para que la crítica se amplíe a otras coberturas.
Es así que el Observatorio de la Discriminación en Radio y Televisión expresó "su preocupación" por la cobertura periodística del caso, pidió "responsabilidad" a los medios y consideró "alarmante" que, algunos programas, hayan hecho humor con el caso.
También consideró que ciertas coberturas mediáticas "son violatorias de los derechos de las niñas y las mujeres".
En el mismo sentido se pronunció Nora Schulman, directora del Comité de Defensa de los Derechos de la niñez (CASACIDN), quien dijo a Télam que "ha triunfado el morbo por sobre los derechos de los niños y niñas".
"Venimos advirtiendo a los directivos de medios y periodistas sobre la necesidad de las coberturas responsables, pero otra vez nos encontramos con decisiones editoriales que muestran lo no se debe hacer", agregó la profesional.
Consideró además que "es repudiable la exposición del cadáver, como lo es la permanente exposición de fotos de Ángeles con vida, ya que la familia perdió una hija a la que está viendo todo el tiempo en televisión. Hay que respetar la dignidad de la persona".
Schulman entiende que el periodismo "cubra el aspecto policial, criminal de este asesinato, pero que no deje de lado la cuestión de fondo: el femicidio de una adolescente".

Imprimir esta noticia



NOTICIAS MAS LEIDAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *