INDEMNIZAN A PASAJERA POR CHOQUE PROVOCADO POR AMBULANCIA

 La sentencia la dictó la Cámara Nacional en lo Civil que consideró que el “vehículo de emergencia” incumplió con normas de tránsito y propias de la función específica que prestaba la unidad.
El hecho que originó la demanda se registró el 18 de febrero de 2003 en avenida Pueyrredón al 500, de la Capital Federal, cuando una ambulancia que circulaba en el mismo sentido y a la izquierda de un interno de la línea 64, intentó girar hacia la derecha para tomar la calle Lavalle.
La ambulancia se interpuso en la marcha del colectivo “circunstancia ésta que provocara la colisión de los rodados”, analizó la Sala B de la Cámara.
Debido al impacto, la pasajera Alicia Elvira Dellepiane Rawson, que viajaba en el colectivo, cayó y se golpeó dentro del colectivo y sufrió según el expediente, una “fractura de séptimo a décimo arco costal izquierdo”.
El tribunal consideró que en la avenida existen carteles que dan cuenta sobre la exclusividad de los dos carriles de la mano derecha para la circulación de colectivos y taxímetros con pasajeros y la prohibición de realizar determinadas maniobras como, en algunas arterias, el giro a la derecha.
La empresa argumentó que la maniobra efectuada por el conductor de la ambulancia se debió a que se encontraba cubriendo una emergencia, por lo que, de acuerdo a la ley vigente, los demás usuarios de la vía pública tenían la obligación de “tomar todas las medidas necesarias” para facilitar su circulación.
Los camaristas Mauricio Mizrahi, Jerónimo Sansó y Claudio Ramos Feijóo concluyeron que en el juicio no se pudo demostrar que existiera una situación de emergencia ni que la ambulancia se desplazara con la sirena y las balizas activadas.
El tribunal ordenó indemnizar el daño moral, la incapacidad física y psíquica, el tratamiento y la atención médica y los gastos de farmacia, por un total de 47.600 pesos, más los intereses (tasa activa) desde el momento del hecho.

 

(Télam)

Imprimir esta noticia



NOTICIAS MAS LEIDAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *