RESPUESTA AL EX FUNCIONARIO RAMELLA DE LA SOCIEDAD DE FOMENTO VILLA HIGUERITAS

A pesar que Ramella “desmentía categóricamente que esa  entidad pretenda quedarse con la escuela Nº 704”, en la reunión que mantuvo con la directora del establecimiento Hilda Bagnato le dijo que la escuela le pertenecía al Club y que volvieran a la villa donde estaban antes. 

Respecto a la ensalzada oferta académica, los docentes y vecinos señalan:  

* El secundario de adultos funciona desde mayo 2008. 

* Formación profesional no funciona desde 2007. 

* El Plan Nacional de Alfabetización tampoco se concretó y hubiera estado a cargo de voluntarios cuando la EGB 704 tiene docentes especializados en alfabetización y adultos. 

* Apoyo Escolar que es promocionado de lunes a sábado, fue desmentido por la Subsecretaria de Cultura de la Municipalidad.

* Biblioteca, a pesar que cuenta con libros donados por vecinos y por la Dirección de Cultura de la Municipalidad, no se encuentra en funcionamiento.

* Las prácticas deportivas eran desarrolladas con profesores municipales, donde el Sr. Ramella era Director de Deportes.  

Las 3 canchas que se hallan en el interior del inmenso galpón que cubre una superficie de 5.000 m2 (50 m x 100 m), media manzana aproximadamente, son alquiladas especialmente los días viernes y sábados desde las 19 hs. hasta la 01 hs. En el bufet se expende comida y bebidas alcohólicas.  

Antes de ocupar el inmenso galpón donde está el club, Ramella alquilaba la planta alta del Paseo Belgrano, un centro comercial lindero al Barrio Santa Teresita.

Los vecinos del barrio Santa Teresita, donde el Sr. Ramella vive, afirman que los terrenos donde están asentados el centro comercial y los galpones (el del Club Unión incluido) son parte integral del barrio Santa Teresita, que así figura en la División Catastro de La Plata. Que Coviesa nunca compró los lotes donde está el Club Unión y que utilizaba como depósito y por lo tanto no pudo dar un permiso ó comodato a favor de esa entidad. Salvo que sea apócrifo.  

Ardua tarea tendrán los concejales pues no sólo tendrán que poner fin a los atropellos denunciados sino también investigar a quién pertenecen los terrenos en cuestión, pues no se puede comprender como la expropiación tiene media sanción de la cámara baja de la provincia de Buenos Aires, sin saber a quien se va a expropiar. O es que en realidad, como afirman los vecinos del barrio Santa Teresita, los terrenos les pertenecen y por eso muchos funcionarios que lo saben, callan y se hacen los distraídos. 

Imprimir esta noticia



NOTICIAS MAS LEIDAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *