DENUNCIAN AL GOBIERNO PORTEÑO POR FALTA DE CONTROLES CONTRA LA TRATA LABORAL EN TALLERES CLANDESTINOS

Los representantes del Frente para la Victoria (FpV) de la Comuna 10 de la Ciudad de Buenos Aires denunciaron hoy al Gobierno porteño de Mauricio Macri por la falta de controles contra la trata laboral en talleres clandestinos y alertaron por el “abandono de las personas que trabajan en condiciones inhumanas”.
De esta manera, los comuneros kirchneristas Cynthia Salama y Leo Farías reiteran un reclamo constante en la Ciudad sobre la ausencia de medidas contra la trata laboral y recordaron que la esposa de Macri, Juliana Awada, está vinculada con causas por trabajo esclavo en talleres clandestinos.
Salama remarcó que “en 2009 se aprobó la Ley 3.019 que obliga a la Ciudad a inspeccionar y regularizar los talleres textiles y el 7 de abril de ese año Macri la promulgó, pero la ley nunca fue reglamentada”.
En ese sentido, Farías señaló que “en reiteradas oportunidades se realizaron proyectos de declaración” para reglamentar la ley “que por decisión del Pro nunca prosperaron”.
Sobre la lucha contra la trata laboral en la Ciudad, Farías afirmó que “el Gobierno porteño, lejos de dar solución a esta problemática, permanece inerte y pone obstáculos para que se realicen las inspecciones correspondientes”.
La comunera del FpV denunció a Télam que “en Floresta -y alrededores- existe una zona crítica sobre el trabajo no registrado y la trata de persona, ya que hay un total abandono de esas personas que están en los talleres por parte del Gobierno porteño”.
Respecto a las responsabilidades del Estado, Salama aclaró que “si bien el Estado nacional realiza con gobiernos locales trabajos mancomunados, es muy complejo hacerlo con el Gobierno porteño, que no se hace cargo y no cumple con sus responsabilidades”.
“No hay fiscalización de los inspectores de la Secretaría de Trabajo porteña y la Metropolitana no cumple con sus obligaciones”, denunció la comunera quien reiteró: “La obligación de la lucha contra la trata laboral en la Ciudad es del gobierno de Macri”.
En esa misma línea, Salama fustigó: “Al Gobierno porteño no le importa la situación de los que trabajan en los talleres clandestinos y además no se mete porque hay redes mafiosas”.
Al respecto, la comunera consideró que “la solución no es solamente cerrar los talleres clandestinos porque sin una política de inclusión social y generación de empleo no se soluciona el problema, ya que van a otro taller”.
“Todos sabemos que se siguen abriendo talleres clandestinos con gente sometida a situaciones de esclavitud, pero hay un silenciamiento por parte del Gobierno porteño”, denunció.
Asimismo, Salama aseguró que “existen informes sanitarios que revelan que hay tuberculosis endémicas en el hospital Vélez Sarsfield generadas en los talleres clandestinos”.

Imprimir esta noticia



NOTICIAS MAS LEIDAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *